Crítica de El cementerio de Barcos de Paolo Bacigalupi

El cementerio de barcos es la segunda novela de Paolo Bacigalupi ambientada en el mundo de “La chica mecánica”, premio Nebula (2009) y Hugo (2010) a la mejor novela de ciencia-ficción, aunque es una historia completamente autónoma que puede disfrutarse perfectamente aunque no se haya leído la anterior.

PUNTUACIÓN: 7.5/10

Cable de cobre. Planchas de hierro. Chatarra. A veces aceite o incluso un bidón de petróleo, un recurso de otros tiempos. Estos son los tesoros que el joven Nailer encuentra entre los restos de los barcos varados. En la costa de lo que una vez fue el golfo de México la gente vive de desguazar estos antiguos petroleros y buques mercantes, y malvender a las grandes empresas. Nailer y sus compañeros, la «cuadrilla ligera», afrontan el trabajo más arriesgado: meterse en las entrañas de los barcos. Es una profesión dura en un mundo duro, en el que nadie cuida de nadie y gana quien es más rápido. La única manera de salir es con un golpe de suerte. Y eso llega el día en que, tras un huracán, Nailer encuentra un hermoso velero, uno de los clípers con los que siempre ha soñado, encallado en las rocas. Si vende lo que ha quedado, podría abandonar la playa. Pero dentro también hay una chica prisionera: si la mata, será rico; si la ayuda a salvarse y regresar con los suyos, empezará la aventura.

Paolo Bacigalupi planteó en su anterior novela, La Chica Mecánica, un Siglo XXII donde el cambio climático ya se produjo, y donde casi se han agotado el petróleo, el gas y el carbón, la tracción animal ha reemplazado los motores de combustión, la ingeniería genética se aplica en cultivos, animales e incluso humanos, y las multinacionales biotecnológicas controlan la principal fuente de alimentos: las semillas transgénicas. Un mundo donde las personas han de recordar de nuevo qué las hace humanas.

El cementerio de barcos está ambientada en este mundo en un momento indeterminado, pero es una novela totalmente autónoma que se puede leer sin ningún conocimiento previo del mundo en que nos encontramos. Si la anterior novela era un tecno thriller con toques ecologistas, el cementerio es una película de aventuras que conecta con el género de piratas, las películas de Mad Max e incluso Oliver Twist.

Nailer, un chaval de 13 o 14 años, es nuestros ojos en este mundo, un mundo cruel en el que solo sobrevives si puedes trabajar. Y Nailer es muy bueno metiéndose en espacios pequeños para recuperar cables de cobre y otros elementos de los barcos que han embarrancado en la costa. Además, al riesgo diario que sufre en su trabajo se suma un padre borracho y violento que le maltrata.

La novela tiene un tono aventurero que hace que la lectura sea tremendamente adictiva. Aunque la vida de Nailer y la cuadrilla ligera es dura y llena de penalidades, Bacigalupi no se recrea en esta violencia y le agradezco que el tono invita a leer la novela en positivo, pensando que una vida mejor es posible, aunque difícil. Muy difícil, en realidad.

La forma en que Nailer mira al horizonte y ve los barcos en el horizonte soñando con cambiar su vida actual es una sensación que muchos hemos tenido en nuestra vida. Además, cuando cada día es una lucha por sobrevivir, ¿qué más dan los motivos por los que la civilización se fue al traste? Sin duda, Nailer no busca cambiar nada, solo sobrevivir un día más, algo en lo que empatizamos todos los lectores.

La novela tiene una cierta sensación episódica mientras seguimos a Nailer y su grupo por diferentes espacios mientras intenta escapar, y Bacigalupi consigue transmitir mucho con una prosa directa y poco dada a las florituras. Aunque no realiza grandes explicaciones, explican perfectamente la vida en esa sociedad.

En la versión Kindle se incluye además “Un bolsillo lleno de Dharma”, una historia corta ambientada en China que aporta una nueva perspectiva dentro de este mundo.

El cementerio de Barcos es una estupenda novela que nos brinda un rayo de esperanza en medio de la desolación.

PUNTUACIÓN: 7.5/10

 

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .