Crítica de IT Capítulo 2, de Andrés Muschietti

Aunque inferior a la primera película, IT Capítulo 2 de Andrés Muschietti, es una entretenidísima película de terror que recoge casi todos los tópicos del género y que ofrece un buen cierre a esta nueva adaptación de la novela de Stephen King.

PUNTUACIÓN: 7.5/10

En el misterioso pueblo de Derry (Maine), el malvado payaso llamado Pennywise vuelve 27 años después para atormentar a los ya adultos miembros del Club de los Perdedores, que tras llevar años separados, deberán volver al pueblo y cumplir la promesa que realizaron en la infancia para destruir a la criatura de una vez por todas. Lo que ellos desconocen es que Pennywise ha vuelto más fuerte que nunca y aguarda su llegada, esperando el momento para cobrarse su venganza.

Andrés Muschietti repite en la dirección tras su exitosa primera parte de 2017. El guión de esta segunda película fue escrito por Gary Dauberman y Jeffrey Jurgensen. Benjamin Wallfisch repite como músico de esta película, que sin embargo cambió al director de fotografía, eligiendo a Checco Varese.

Si la primera parte de IT nos contaba únicamente sucesos vividos por los chavales en 1989, en esta segunda parte vamos a ver a los niños y también sus versiones adultas, que tendrán que enfrentarse a sus miedos si quieren sobrevivir a un nuevo enfrentamiento con Pennywise (Bill Skarsgård).

De este modo, el casting se duplica:

El líder del club de los perdedores Bill Dendrough (Jaeden Martell) ahora es un adulto James McAvoy.

Beverly Marsh (Sophia Lillis) la única miembro femenina del Club es ahora una adulta Jessica Chastain.

Ben Hanscom (Jeremy Ray Taylor), el gordito miembro del grupo ahora a crecido y se convertido en el guapo y rico Jay Ryan.

Richie Tozier (Finn Wolfhard de Stranger Things), el mejor amigo de Bill se ha convertido en un comediante famoso de L.A. Interpretado por Bill Hader.

Mike Hanlon (Chosen Jacobs), el único chaval afroamericano del grupo fue el único que se quedó en el pueblo y su yo adulto (Isaiah Mustafa) llamará a sus amigos para que vuelvan al pueblo.

El hipocondríaco Eddie Kaspbrak (Jack Dylan Grazer) es ahora un asesor de riesgos para empresas de seguros, interpretado por James Ransone.

Por último, Staney Uris (Wyatt Oleff), el chaval al que los payasos le daban miedo, es un ejecutivo de éxito interpretado por Andy Bean, que recibirá la llamada y la petición que nunca quiso tener que escuchar.

Y a modo anecdótico, comentar que el propio Stephen King aparece en un cameo como el dueño de una tienda de antigüedades.

Ya entrando en materia, lo primero que hay que decir es que IT Capítulo 2 es superentretenida y cuenta con casi un resumen de todos los sustos posibles que pueden encontrarse en una película de terror. A pesar de ser casi tres horas de película, a mi no se me hizo larga, aunque entiendo que se hubiera podido contar lo mismo quitando 10-15 minutos, algo sobre lo que luego comentaré más en profundidad.

La película funciona debido al enorme talento de todo el reparto, que consiguen que nos preocupemos por ellos desde el minuto uno. James McAvoy y Jessica Chastain son un seguro de vida y siempre están bien en pantalla, contando sus interpretaciones con un matiz de miedo y debilidad que incluso hace que temamos por sus vidas. Además de ellos, el contraste entre el comediante Bill Hader y el hipocondríaco James Ransone funciona también muy bien en pantalla y da lugar a momentos bastante divertidos que rompen el tono fúnebre, lo cual es un cambio interesante respecto a otras películas de terror. Jay Ryan como el adulto Ben que sigue enamorado en silencio de Bev, junto a Isaiah Mustafa (Mike) que tiene la clave que como vencer a Pennywise, aunque sea una locura, realizan todos unas sentidas interpretaciones y consigan que les veamos como personas imperfectas con miedos antiguos que deben sobreponerse a ellos.

Al excelente reparto hay que sumar la calidad y el oficio del director Andrés Muschietti, de forma que aunque todos los sustos están telegrafiados y se ven venir, funcionan siempre y consiguen sobresaltarnos del asiento. Hay algunos elementos del guión que no quedan muy claros, como saber si todo lo que viven los adultos es un sueño o lo están viviendo realmente. Pero, como está todo tan bien rodado, las interpretaciones funcionan y el ritmo va a toda velocidad de una escena a otra, que estos pequeños “peros” los aceptas sin rechistar durante el visionado. Y esto es para mi sin duda una muestra de calidad y saber hacer por parte de Muschietti y todo su equipo.

Frente a los 35 millones de la primera película, IT Capítulo 2 contó con 85 millones, una cifra enorme para una película de terror. Está claro que una parte importante de habrá ido en los salarios de estrellas como McAvoy o Chastain, pero merece la pena destacar que la película luce genial en pantalla y que se nota que han utilizado perfectamente hasta el último centavo.

En cierta forma, podría decirse que esta recopilación de sustos es “más de lo mismo”, pero está todo tan bien ejecutado que por mi ya pueden darme más de “esto” si está tan bien hecho como en IT Capítulo 2.

Entrando a comentar algunos elementos que no me han funcionado tanto, como comentaba antes, aunque no se me hizo larga, debo reconocer que cuesta llegar hasta el clímax y se hubiera podido contar lo mismo sin necesidad de llegar a las casi tres horas de duración. De igual forma, también el climax se recrea demasiado en varios momentos, al igual que el epílogo final, que hace que el final no acabe de llegar tampoco.

Pensando en las dos películas juntas, la evolución de los personajes provoca que las dos películas están muy descompensadas. Al estrenar IT 1, nos vendieron que esa película era la historia de los niños mientras que esta segunda sería la de los adultos. Esto no es así, y en esta segunda película la historia vuelve a detenerse en cada uno de los adultos, que deben recuperar un totem personal para enfrentarse a Pennywise, para lo que volverán a recordar otro trauma de la infancia.

Si pensamos en IT Capítulo 2 como una película independiente que cuenta una historia cerrada, tiene lógica que muestre como los traumas de los niños siguen afectando a los adultos. Pero si tenemos en cuenta que esta película es la segunda parte de una duología que adapta una única novela de Stephen King, ver a los niños sufriendo dos ataques separados de Pennywise apelando a los miedos de cada uno me parece que es algo redundante.

En todo caso, como comentaba antes, está todo tan bien rodado que me lo comí con patatas y quedé encantado durante el visionado, y no fue hasta que empecé a pensar en la película horas más tarde que me di cuenta el porqué algunas cosas no me funcionaron del todo.

Comparto el trailer de la película:

En resumen, me gustó bastante IT Capítulo 2, aún reconociendo que es inferior a la primera, y creo que aunque alargada en exceso acierta en casi todo lo que propone. Globalmente, las dos películas son un must-see para todos los fans del género de terror.

PUNTUACIÓN: 7.5/10

 

Y si te gustó este artículo, te invito a que lo compartas en redes sociales, y que sigas mi blog para que te lleguen las notificaciones de las próximas publicaciones.

¡Saludos a todos!

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .