Crítica de El Libro de Boba Fett episodio 4 (Disney+)

Cuarto episodio de El Libro de Boba Fett en Disney+ que nos sitúa en la mitad de la historia, y mejora las sensaciones del episodio anterior, al terminar el segmento del flashback.

PUNTUACIÓN: 7/10

Episodio 4. Amenaza de tormenta.

Boba Fett se alía con Fennec Shand.

Cuarto episodio de siete, dirigido por Kevin Tancharoen y como siempre escrito y producido por Jon Favreau. El episodio, de 48 minutos de duración, 44 sin los títulos de créditos finales, vuelve a una duración mayor que permite que la historia que nos van a contar resulte más satisfactoria que la semana pasada.

Temuera Morrison (Boba Fett) y Ming-Na Wen (Fennec Shand) son los omnipresentes protagonistas de un episodio en su mayoría situado en el pasado de Boba, que nos cuenta su reunión con Fennec Shand tras ser dada por muerta en la primera temporada de The Mandalorian, y cómo la salvó la vida.

En las semanas anteriores había comentado que la parte del flashback en el que conociamos la historia de Boba Fett tras su aparente muerte en El Retorno del Jedi hasta su retorno en The Mandalorian me estaba pareciendo más interesante que la que se suponía era la historia principal. Que esta parte del pasado me resultara más interesante que la parte en el presente donde Boba y Fennec luchan por hacerse con el control del elemento criminal de Tatooine ya podía indicar una parte del problema de la serie hasta el momento. Pero entrando en lo positivo, que este episodio se sitúe prácticamente en su totalidad en el pasado me ha gustado y permite cerrar esa parte del libro, al conocer cómo Boba salvó a Fennec y encontraron la Slave-I, por lo que puede decirse que la parte del pasado queda por tanto finalizada de forma correcta, aunque sin alucinar en ningún momento.

Jon Favreau se ha preocupado de crear un background que haga que empaticemos por Boba Fett, y le convierte en algo más que una armadura chula, que hay que reconocer que es lo que era este personaje hasta ahora. Esta parte de la historia de momento creo que ha estado bien llevada y han conseguido que me interese saber cómo termina su historia. Sin embargo, aparte del hecho evidente que Temuera Morrison con sus 61 años está mayor y las escenas de acción le cuestan, este episodio es paradigmático de otro de los problemas evidentes de la serie en esta primera mitad, y es que Boba está presente en pantalla la mayor parte del tiempo, pero las cosas chulas siempre las hace otro personaje, no él. Excepto en el asalto al tren del segundo episodio, de momento el 99% de las cosas chulas las ha hecho Fennec, o para los muy fans de Star Wars el wookie Krrsantan, y en mi opinión es un problema narrativo grave. Quiero pensar que el hecho que en este episodio Boba por fin haya terminado su tratamiento en el tanque de bacta y esté curado de sus heridas sea la clave que permita a Boba brillar y tener los momentos de brillar que hasta ahora no ha tenido.

En este sentido, tras haber visto la mitad de la serie, su gran asignatura pendiente se sitúa en toda la parte del presente, una historia a la que le falta punch por todos lados y en algunos momentos ha resultado cutre. Sin la muleta del flashback, es ahora cuando Favreau tiene que dar el do de pecho y deslumbrarnos a partir de la semana que viene, rompiendo con los problemas que ha tenido la serie hasta la fecha, empezando por el elefante en la cacharrería, que dos cazarrecompensas con dos guardias gamorreanos no se convierten en Daymio de Tatooine por mucho que lo digan, al faltarles potencia de fuego frente a todos los grupos criminales del planeta. En todo caso, creo que en los ¿120-150? minutos restantes Favreau y el equipo de Lucasfilm tienen margen más que de sobra para enderezar el rumbo de la historia y dejarnos con un buen sabor de boca.

De hecho, el final ambiguo anticipando ¿será posible? que Din Djarin (Mando) podría aparecer la semana que viene, o al menos otro Mandaloriano, me ha molado mucho y nos ha dejado en lo más alto. Algo conseguido únicamente mediante el uso de una melodía que ya es icónica como es la banda sonora de The Mandalorian escrita por Ludwig Göransson, autor también de la música de este Libro de Boba Fett. A ver si tenemos suerte y esta sorpresa se confirma la semana que viene y es el comienzo del despegue definitivo de la serie. Nada me alegraría más.

Comparto el teaser trailer de este episodio:

Mejora El Libro de Boba Fett esta semana, pero ahora es cuando tienen que demostrar que Fett es un protagonista cuya historia merece la pena seguir. Espero que los tres próximos episodios sepan dejarnos con buen sabor de boca.

PUNTUACIÓN: 7/10

Gracias por leer este post. Espero tus comentarios. Y si te gustó el artículo, te invito a que lo compartas en redes sociales y que te suscribas para que te lleguen las notificaciones de las próximas publicaciones.

¡Saludos a todos!

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.